LIMPIEZA DE JUGUETES SEXUALES

La limpieza de tus juguetes sexuales es esencial, y mantendrá el material y los motores en forma para que duren más. Además, previene que las bacterias puedan acumularse en tus juguetes y puedan dar lugar a complicaciones que no queremos. Lo ideal es lavar tus juguetes sexuales después de cada uso, y si es posible, también antes. Ya sea un vibrador, consolador, correa, esposas de cuero o cualquier otra cosa, te explicamos como debería limpiarse de forma correcta en la zona inferior de esta sección.

Ordenar por

We-Vibe Limpiador de Juguetes Made By Pjur

Precio regular: 8,99 €

Special Price 8,09 €

Pjur Woman Spray Limpiador de Juguetes

Precio regular: 7,99 €

Special Price 7,19 €

Toy Love Limpiador Antibacterial 150 Ml

Precio regular: 6,99 €

Special Price 5,59 €

Hot Intimate Spray Limpiador 100 Ml

Precio regular: 7,99 €

Special Price 7,19 €

Mister B Limpiador 200 Ml

Precio regular: 11,99 €

Special Price 10,79 €

Jo Toy Limpiador de Juguetes 210 Ml

Precio regular: 7,99 €

Special Price 7,19 €

Swiss Navy Boli Limpiador de Cuerpo y Juguetes 12 Unidades

Precio regular: 46,99 €

Special Price 42,29 €

Ordenar por

¿Como limpiar mi juguete sexual?

Después de la relación, y posterior al clímax, es crucial limpiar el producto. Si no lo haces, existen más posibilidades de contraer una infección la próxima vez que lo utilices ¡y no queremos eso!. Además, no usar el lubricante correcto o almacenarlo incorrectamente puede ocasionar problemas, ya sea una vida de uso más corta o la modificación del juguete haciendo que no sea igual de espectacular que al principio.

  1. Lava tus juguetes después de cada uso: Sí, incluso si lo estás utilizando sol@ y no lo compartes nadie más. Si lavas los juguetes alargarás su vida útil ya que, si no lo haces, el material puede degradarse o decolorarse. Además, si lo almacenas junto con otros juguetes puede contaminarlos con bacterias, haciendo que se propague.
  2. Para más seguridad, lávalos también antes de usarlos: Pueden entrar en contacto con pelusas, pelo de mascotas u otras bacterias mientras están almacenados.
  3. Usa el jabón correcto: No es necesario usar un jabón antibacterial, aunque pueda parecer lógico, ya que puede dejar residuos. Pero es aconsejable usar un jabón simple o directamente, si quieres ser discret@, adquirir un limpiador específico como el limpiador de juguetes sexuales de Pjur.
  4. No sumergir los juguetes que funcionan con pilas: Esto es básico, si sumergimos un juguetes con pilas como un vibrador, podemos dañar la electrónica y los motores. Aunque sea acuático, es conveniente no sumergirlo. Es más recomendado separar por piezas y limpiar parte por parte.
  5. Lo más importante, ¿de que material está hecho?: Existen infinidad de juguetes sexuales con materiales distintos, pero se pueden dividir en dos categorías: porosos y no porosos. Los juguetes no porosos son aquellos que se pueden compartir de forma segura porque sus superficies son impenetrables por bacterias; los materiales no porosos más comunes son el vidrio, el Pyrex, la silicona y el acero inoxidable o metal. Los juguetes porosos , por otro lado, están hechos de materiales como plástico duro, ciberskin, elastómero, gelatina, nylon y neopreno, y son más absorbentes. Esto lo debes tener en cuenta a la hora de limpiar y a la hora de adquirir tu juguete xxx.
    1. Silicona (no poroso): Lave con agua y jabón o colóquelo en la rejilla superior de su lavavajillas.También puede ponerlo en agua hirviendo durante 10 minutos para desinfectarlo.
    2. Vidrio (no poroso): lave con agua y jabón, y no lo exponga a temperaturas extremas (como en el lavavajillas) para evitar deformaciones.
    3. Pyrex (no poroso): Pyrex es básicamente vidrio resistente al calor, por lo que se puede hervir, poner en el lavavajillas o lavar a mano.
    4. Acero inoxidable (no poroso): hervir durante 10 minutos, sumergir en lejía y agua (luego asegúrese de ENJUAGAR BIEN), o lavar en el lavavajillas.
    5. Plástico duro (PVC), Cyberskin o realístico, nylon, neopreno, gelatina, vinilo, acrílico, elastómero y cuero. (Porosos): Los materiales porosos son más sensibles a la temperatura y propensos a combarse, por lo que la mayoría debe lavarse de la misma manera: con agua tibia y jabón, ya sea en el fregadero o con un paño con jabón. Los juguetes de Nylon son la excepción, que se pueden lavar a máquina.

  6. Usa el lubricante correcto: Para alargar su vida útil, no utilice lubricantes a base de silicona o aceite con juguetes de silicona, porque se pegará al material y romperá la superficie del juguete. Utiliza mejor los lubricantes con base acuosa.
  7. Usa condones con los juguetes porosos:  Algunos juguetes sexuales porosos no se pueden desinfectar por completo, por lo que siempre se debe usar un condón cuando se comparte. Si lo usas contigo mismo@, puedes no ponerle un condón siempre que se lave después de cada uso.
  8. Verifica los vibradores acuáticos: Antes de usarlo bajo la ducha o en la piscina, verifica que no faltan juntas tóricas o demás elementos del vibrador para que el agua no traspase a los componentes electrónicos.
  9. Busca cualquier detalle que nos indique que tu juguete está en las últimas: Lamentablemente, incluso los mejores juguetes sexuales no duran para siempre. Cualquier detalle que nos lo indique, como que el motor se ponga más duro o débil, será una señal de que ha llegado la hora de renovar.
  10. Almacénalo en un sitio especial para tus productos sexuales: Evita los lugares donde se pueda acumular mucho polvo, u otras sustancias. Lo mejor es utilizar bolsas de tela para guardarlos. Muchos juguetes vienen con sus propias bolsas, así que eso que nos ahorramos. Una vez envuelto, puedes guardarlo en tu cajón perfectamente.
  11. Quita las pilas al vibrador si no lo usas: Sobre todo si no lo usas por un largo tiempo, ya que las pilas se descargarán. Además si el tiempo es excesivamente largo, pueden corroerse haciendo que salga el ácido interno que llevan. Esto no es bueno, y habría que limpiarlo muy concienzudamente.